Las ventas por Internet aumentan cada año, lo cual convierte a una tienda virtual en el entorno específico para promocionar una marca y conquistar al público objetivo.

Para aquellos que quieren administrar fácilmente su propio negocio y presentar su identidad empresarial de una manera más sólida, crear una tienda online es la opción correcta, pero para lograr buenos resultados es importante comenzar con la planificación. Este es el punto de partida para que la misma aporte rentabilidad y presente solidez.

En esta publicación, hablaremos sobre qué es una tienda ecommerce, cuáles son sus beneficios y qué se necesita para hacer que alcance el éxito que se merece. 

¡Sigue leyendo!

¿Qué es una tienda virtual?

Según Bertholdo “La tienda virtual es un sitio web que permite realizar todo el proceso de negociación de la compra y venta de productos o servicios a través de internet, desde la selección hasta el pago”.

Considerada uno de los principales canales de venta del comercio electrónico, la tienda online ofrece información objetiva y relevante para el consumidor, tales como precio, métodos de pago, especificaciones y tiempo de entrega, garantizando así la máxima satisfacción del cliente en el proceso de compra.

Dicho en otras palabras, una tienda ecommerce pretende ser una herramienta para negociar la compra y venta de productos. 

¿Qué características tiene una tienda virtual?

Independientemente del tamaño o segmento de tu tienda online, lo cierto es que existen aspectos fundamentales para que sea considerada un ecommerce exitoso, capaz de llegar a los usuarios y satisfacer las necesidades de tu público objetivo.

Hemos reunido las 5 principales características de una tienda virtual. Fíjate bien:

1. Manera fácil de comprar

El primer aspecto que debe presentar una tienda electrónica es la sencillez. Esto significa que el cliente debería poder comprar el producto que desea con tres o cuatro clics como máximo.

Por lo tanto, es esencial que los elementos estén correctamente organizados en el diseño del sitio web. Asimismo, debe ofrecer filtros de búsqueda inteligentes y funcionales, y en el caso de existir un formulario, el mismo debería ser lo más práctico y objetivo posible. Un consejo útil es ofrecer la posibilidad de almacenar datos para futuras compras, acelerando aún más el proceso.

2. Uso de iconos y funciones que facilitan la navegación

Una tienda en línea exitosa tiene íconos que facilitan a los usuarios navegar por el sitio, agilizar y simplificar la comprensión del consumidor. Por ejemplo, a través de dibujos que indiquen comandos para que el usuario navegue de manera intuitiva.

Organiza iconos para indicar ciertos elementos primordiales, tales como el carrito de la compra, la dirección, el tiempo de entrega, el número de pedido y el contacto con el proveedor. 

Cuanto más rápida y sencilla sea la experiencia de navegación de tu tienda electrónica, mayores serán las posibilidades de que el cliente vuelva.

3. Sitio web adaptables

Ha aumentado el número de compras online realizadas a través de dispositivos móviles .De ahí que es fundamental que la tienda virtual ofrezca un diseño responsive, es decir, un layout capaz de adaptarse a los diferentes formatos y dimensiones de las pantallas de los dispositivos móviles. Esto, sin duda, asegurará una buena experiencia de navegación.

De hecho, Google comenzó a considerar esta característica como un filtro clave para su clasificación de búsqueda. En otras palabras, los sitios que no tienen una versión compatible con dispositivos móviles, corren el peligro de no poder indexarse en dicho motor de búsqueda. 

4. Experiencia de navegación positiva

 ¿Alguna vez has intentado acceder a un sitio web y ante una carga lenta de imágenes y redireccionamientos a páginas que no son de tu interés, terminas optando por abandonar la página?

Pues bien, una experiencia negativa provoca que aumente la tasa de rechazo de una tienda virtual y, en consecuencia, que bajen sus ventas. Dado el contexto, es fundamental que el comercio electrónico proporcione a los usuarios una navegación fluida.

Quien acceda al sitio debe poder moverse entre páginas, abrir fotos de productos, leer descripciones y comprender la información fácilmente. Recuerde que si los usuarios encuentran obstáculos y dificultades, pueden dejar de buscar un producto que realmente comprarían, e incluso perder la confianza en su marca.

5. Buena combinación de productos

Una de las características que ha atraído a más y más consumidores en Internet es la posibilidad de moverse entre diferentes marcas y buscar entre una multitud de modelos de productos. 

Por ello, es fundamental que tu tienda virtual cuente con un buen mix de productos para ofrecer, ya que a los usuarios les gusta saber que tienen un amplio abanico de opciones al alcance de la mano.

Además, conviene segmentar los productos en diferentes categorías, organizándose de forma inteligente en todo el sitio. Considera ponerte en el lugar de un visitante. Imagínate qué camino tomaría para encontrar un artículo deseado en tu inventario de comercio electrónico.

El propósito de esta preocupación es brindar una experiencia de navegación cada vez más positiva.

¿Cuáles son los beneficios de tener una tienda virtual?

Aquí te dejamos algunos de los beneficios más relevantes a la hora de tener una tienda virtual:

  • Ventas las 24 horas

Ésta es una de las principales ventajas de tener una tienda virtual. ¿Alguna vez pensaste en tener tu negocio funcionando las 24 horas del día, sin preocuparte por aumentar la estructura y el número de empleados?

La tienda virtual funciona todo el día sin necesidad de aumentar la estructura. Esta ventaja también se extiende a los sábados, domingos y festivos. Mientras la tienda física está cerrada y perdiendo ventas, la tienda virtual sigue vendiendo con normalidad.

Mientras tu y tu equipo descansan el fin de semana, la tienda en línea genera ingresos ¿No es increíble?

  • Menor inversión inicial

Muchas veces, conseguir un buen lugar para montar una tienda física es laborioso y requiere, en algunos casos, una alta inversión para que la tienda esté bien ubicada. Además – por supuesto – de los gastos extra con documentación y varias otras burocracias agotadoras.

En el entorno digital esto no sucede, ya que solo necesitas comprar un dominio, elegir una buena plataforma de comercio electrónico, crear un diseño agradable y funcional para el usuario, ofrecer diferentes formas de pago y listo, tu tienda está preparada para ¡vender!

Así, la inversión en una tienda virtual es inicialmente mucho menor si se compara con una tienda física. 

  • Aumento de las ventas

Abrir una tienda virtual puede ser una gran oportunidad para incrementar tus ventas. 

Como gestionar un e-commerce suele llevar menos tiempo que un negocio físico, nada impide que el emprendedor tenga ambas actividades y, por tanto, se beneficie más.

Incluso, puede resultar interesante a través de un sistema que integre las ventas en mostrador y en Internet, ya que gran parte de la estructura existente se puede utilizar para el nuevo negocio.

Incluso si tu empresa tiene una buena clientela, no debe ignorarse la oportunidad de fidelizar a los clientes, por ejemplo, a través de un sistema CRM y, así, aumentar los ingresos.

  • Conveniencia

Con una rutina cada vez más ocupada, la gente busca comodidad a la hora de adquirir nuevos productos o servicios.

Comprar en línea en una tienda, donde el consumidor ya tiene cierta intimidad con el establecimiento, aumenta aún más la confianza y credibilidad de la marca. Además, la comodidad de comprar, pagar y recibir sin salir de casa es muy ventajosa en comparación con ir al establecimiento físico.

Al abrir una tienda virtual, tu empresa se volverá más conocida por tu audiencia de consumidores y al contar con una publicidad más efectiva, seguramente, experimentará un interesante aumento en las ventas.

  • Seguimiento de los consumidores

Esta es una gran ventaja de tener una tienda virtual y debería explorarse ampliamente.

Al realizar una compra en una tienda online, el cliente necesariamente debe registrar su información personal. Así, se puede ver el producto que compró, el lugar de entrega y si dicha operación resulta ser o no, su primera compra.

Con esta información, el administrador tiene la oportunidad de fortalecer la relación con sus consumidores, algo que se valora mucho en la actualidad. Asimismo, se puede conocer el gusto del cliente y, de esta manera, enviar correos electrónicos ofreciendo otros productos que le puedan gustar. Más aún, es posible realizar un seguimiento para ver si el cliente está abriendo, leyendo y haciendo clic en un enlace, o ignorando la oferta.

 ¿Cuáles son las estrategias de venta online?

 Mira estas 4 tendencias en estrategias de ventas online que pueden formar parte de tu plan estratégico:

1. Invierta en técnicas de SEO

Invertir en técnicas de SEO es, sin duda, una de las estrategias de ventas online más conocidas, ya que mejora notablemente el ranking de tu sitio web en los motores de búsqueda.

Obtienes más visitas sin pagar por ello y atraes a más visitantes comprometidos, con más probabilidades de comprar. 

Aquí te dejamos algunas técnicas de SEO que conviene tener en cuenta para optimizar tu tienda online.

  • URL amigables

Es importante que todas las URL de su sitio sean fáciles de usar, es decir, que no tengan números ni letras ilegibles y que contengan la palabra clave elegida para esa página.

  • Sensibilidad

Es fundamental que tu web esté disponible y presentable en cualquier tipo de dispositivo, adaptando el diseño según el tamaño de la pantalla en la que se accede, ya sea de escritorio, smartphone o tableta. Recuerda que esto también interfiere con la experiencia en la tienda.

  • Velocidad

Tu sitio debe cargar páginas rápidamente, de lo contrario, el cliente puede querer salir de la tienda, aumentando la tasa de rebote e influyendo en el ranking.

  • Vínculos internos

A través de enlaces internos puedes dirigir al usuario a otras páginas de tu sitio y, por tanto, hacer que dedique más tiempo a él. Pero es importante que estos enlaces estén relacionados con el contenido o producto de la página donde se insertan.

  • Palabras clave

Investiga qué palabras clave son más utilizadas por tu audiencia para buscar lo que ofreces y úsalas en títulos y subtítulos de páginas, descripciones de productos, URL, contenido, etc. Pero ten cuidado: solo debes explorar una palabra clave por URL.

2. Evolución de la omnicanalidad

La estrategia de integrar canales de venta para ofrecer comodidad y opciones al consumidor ya se ve en muchos negocios.

El modelo de venta de “hacer clic y retirar” en el cual el consumidor compra en línea y puede recoger el producto en una tienda física el mismo día, tiende a ser cada vez más común. 

De ahí que, la logística juega un papel importante en la evolución de la omnicanalidad. Para que los canales funcionen de manera integrada y refuercen las estrategias de venta online, es importante que los minoristas se preocupen por la gestión de tu inventario, que preparen correctamente a su equipo y que el proceso de entrega del producto se haga lo más rápido posible..

3. Aparece en las redes sociales

Tener presencia en redes sociales, tales como Instagram y Facebook es muy importante para la visibilidad de la marca y las relaciones con los clientes. Por tanto, es sin duda una de las principales estrategias de venta online para el comercio electrónico.

No es necesario estar en todos ellos: solo entiende cuál es el perfil de tu consumidor e invierte bien en uno o algunos de ellos.

Este canal puede servir para:

  • ·        Compartir contenido de interés para tu audiencia.
  • ·        Dar a conocer los productos o una nueva línea.
  • ·        Publicitar promociones.
  • ·        Comunicar novedades o cambios en el servicio, entrega, etc.

4. Trabaja bien el servicio posventa

Por último, pero no menos importante, para incrementar tus ventas online, debes seguir cautivando incluso a aquellos que ya han comprado tus productos, contenidos y a los que ya han contratado tu servicio.

Esto puede parecer innecesario, pero es extremadamente importante. 

Después de todo, aquellos que ya son clientes de tu empresa, pueden comprar con más frecuencia si han tenido una buena experiencia, recomendar tu negocio a amigos y conocidos con las mismas necesidades, e incluso ofrecer comentarios valiosos sobre tu proceso de ventas. 

Esto te ayudará a ser cada vez más eficaz. ¡Así que disfruta bien este paso!

Envía correos electrónicos para que la persona califique o dé su opinión sobre la compra. Si es posible, incluye una sección de comentarios y calificaciones en tu sitio web para que un nuevo cliente tenga una mejor idea sobre cómo se ve realmente el producto y cuáles son las fortalezas y debilidades. 

Asimismo, muestra contenido, productos o servicios relacionados a la compra anterior o bien, envía contenido con consejos y tutoriales para mejorar el uso de lo que ha comprado el cliente.

La tienda virtual es la llave para aumentar tus ventas

Ante el incremento del número de personas que tienen un dispositivo móvil con acceso a internet, las compras online también están manteniendo un crecimiento consecutivo. Por tanto, entrar en este mercado digital traerá muchos más beneficios para el éxito de tu tienda física o negocio en puerta.

Sin embargo, cabe destacar que, como cualquier otro tipo de negocio, este mercado también necesita estudio, análisis y dedicación. 

Pero, recuerda. Solo con una buena planificación, tu estrategia de ventas en línea tendrá todo lo que se necesita para ser un éxito. Así que no pierdas más tiempo ¡Abre tu tienda virtual y conquista el mercado online! 

Escritor, gestor de contenidos para sitios web, lector, amante de la fotografía, la música y el arte.

Agda Cardoso.