Las calaveritas literarias son una tradición mexicana, y seguramente en la escuela ya te dejaron hacer una de tarea, ¿a poco no? Muchas veces nos rompemos la cabeza tratando de crear una lo suficientemente original para ganar los concursos escolares y no hayamos la forma. Es por eso que Vinci, marca de productos escolares y de manualidades, te quiere hacer la vida más fácil compartiéndote algunos tips para ser la envidia de tu colegio.

  • Para empezar, debemos tener claro lo que es una calaverita literaria. Esta, es una composición chusca con versos y rimas en un tono irónico sobre una persona. Así que es el momento perfecto para hacerle un comentario a tu profe sin que te regañen, solo recuerda que chusco no tiene que ser grosero.
  • Lo más importante de tu composición serán las características físicas y gustos o aficiones de la persona a quien va dedicada. Por ejemplo, si tu calaverita será para tu mejor amigo y a él le gusta mucho el futbol, puedes utilizar eso como guía para tus versos. Ejemplo:
  • Les contaré de un amigo.
    Emilio es un soñador,
    Le gusta mucho el fútbol,
    Es del América seguidor.
  • Su estructura es en forma de epitafio mediante versos o simples rimas. Te dejamos un ejemplo:

Hoy chupa faros,

Remedios Cazadora de astros,

Dijo la huesuda,

Con la cara consternada.

Remedios con la mente en blanco,

Dejó a medias unos trazos,

¿No quiere terminar el cuadro?

Mejor que me dé un infarto.

Tranquila la noche,

Ayer en la torre,

Tuvo su último sueño,

Dicen que fue su último desvelo.

Calaverita a Remedios Varo, por Michelle McFly, Guanajuato, México.

Ahora que ya tienes los puntos más importantes, no te olvides de llenar de color y vida tu calaverita con tus colores y plumones favoritos. Sigue estos pasos y créenos, serás el mejor de la clase.

Para obtener mayor información sobre VINCI® y los productos para realizar manualidades y decoración, visítanos en redes sociales como Facebook: VinciMexico e Instagram: /vincimxoficial/    #DespiertaTuImaginacion